Blog

¿Cómo es una mordida perfecta?

La apariencia física es uno de los puntos principales a la hora de generar una primera impresión. Y sin duda, gozar de una buena sonrisa ayuda a que esta sea positiva. Por eso, hoy en día cada vez más personas se preocupan por tener una mordida perfecta. Y es que esta no atiende únicamente a motivos sanitarios, sino que tiene un papel muy importante a nivel estético.

Ya no resulta extraño ver tanto a niños como adultos utilizando brackets o tratamientos de ortodoncia. Estos están a la orden del día y todo el mundo busca una boca bonita. Pero, ¿sabes exactamente cómo es una mordida perfecta y por qué es importante?

 

¿Qué es la mordida y a qué niveles puede afectar?

La mordida u oclusión dental es la forma en que los dientes hacen contacto entre sí. Es decir, la forma en que las piezas dentales se juntan al cerrar la mandíbula. Y dependiendo de cómo sea esta mordida, afectará al resto de nuestro cuerpo así como a nivel estético.

Cuando la mordida de nuestra dentadura no es buena puede perjudicar al estado de los dientes. Al no tener una correcta alineación, la mandíbula se posicionará incorrectamente y esto puede desencadenar en sobrecarga de los músculos faciales, desgaste de los dientes y del esmalte. Además, también puede provocar la aparición de problemas como el bruxismo, y esto desencadenará en dolor de cabeza y cervicales.

La maloclusión también suele producir caries, aparición de sarro o halitosis debido a los huecos muertos que se crean, dificultando así la limpieza. Y afecta también a la masticación de los alimentos, que se ve entorpecida por lo que puede derivar en problemas digestivos.

 

La mordida dental perfecta

Teniendo esto en cuenta no resulta extraño que exista una preocupación por por saber cómo debe ser la mordida perfecta. Por eso desde Clínica Dental Riosdent te lo vamos a explicar.

A nivel profesional, se conoce como “oclusión perfecta” o mordida de “Clase I”. Este tipo de mordida es la que presenta una alineación total de los dientes y para ello tienen que cumplirse una serie de requisitos.

  • Todos los dientes deben estar derechos, sin espacios entre ellos y sin superposiciones.
  • El canino inferior tiene que estar unos 3-4 mm por delante del canino superior para que el resto de dientes encajen perfectamente.
  • Los dientes anteriores superiores deben morder por delante de los inferiores, solapando a estos entre un 10 y un 30 %. Es decir, han de tocarse los dientes de delante de forma que la cara interna de los dientes superiores toque la cara externa de los inferiores.
  • Los molares superiores deben coincidir con los inferiores, de forma que en la mordida no quede ningún espacio entre ellos.

 

Conseguir una dentadura perfecta

Si no cuentas con una dentadura perfecta por naturaleza, no te preocupes. Hay formas de corregirla para que luzcas una boca bonita y sobre todo, sana. Para ello es primordial realizar un diagnóstico adecuado, que determine el tipo de mordida que tienes y el plan de tratamiento que necesitas.

A partir de estas dos premisas, iniciaremos el tratamiento necesario. El resultado será una mordida perfecta, con la que se pondrá fin a los problemas derivados de la maloclusión, además de un correcto balance entre la sonrisa y la cara.

No dudes en ponerte en contacto con nosotros para que te realicemos un diagnóstico personalizado y un tratamiento a tu medida.

 

12 noviembre, 2020 Salud bucal, Tratamientos

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies