Blog

¿Es normal tener la encía inflamada después de una extracción?

Muchos pacientes a los que les practicamos extracciones de dientes o muelas, nos contactan al poco tiempo con la misma pregunta: ¿es normal tener las encías inflamadas como consecuencia de la extracción?
La respuesta va a depender, como casi siempre, de varios factores. Del tiempo que haya pasado desde que hemos sacado la pieza dental, del grado de inflamación de la encía, de cómo esta evolucione…
En la mayoría de casos, la información que te damos a continuación te servirá de guía cuando notes tus encías más hinchadas después de una extracción dental.

Me han extraído un diente y tengo la encía inflamada: ¿qué debo hacer?

En las primeras horas después de algunos procedimientos odontológicos como las extracciones o las cirugías periodontales, es muy habitual que las encías se inflamen o muestren signos de tumefacción. La hinchazón puede afectar a más partes de la boca o incluso de los tejidos faciales. Pero, en principio, es una consecuencia lógica de la intervención y no hay que darle demasiada importancia.

Remedios para encías inflamadas en las primeras horas tras la extracción

Si ha pasado poco tiempo desde la extracción, un remedio que calmará el dolor y ayudará a disminuir la inflamación es colocar una bolsa con hielo sobre la zona afectada, por fuera de la piel. Mejor aún que el hielo, una bolsa de guisantes o maíz congelado recién salida del frigorífico. Verás que se adapta mucho mejor a la forma de tu cara.
Debes mantener el hielo sobre la mejilla durante 25 minutos más o menos y luego retirarlo 5 minutos. Repite el proceso varias veces al día si notas que la inflamación no remite. Sin embargo, esta solución sólo es útil durante las 18 horas posteriores a la operación, ya que a partir de ese momento los tejidos se asientan y no les influye el efecto del hielo.

¿Hasta cuándo es normal tener la encía hinchada después de la intervención?

Tener la encía hinchada después de una extracción (e incluso sentir algo de dolor) es normal los primeros días. Pero, como te decíamos al principio del artículo, si se alarga demasiado en el tiempo, suele ser señal de que algo no va bien.

3 días es el plazo que podemos tomar como muestra. Si, una vez haya transcurrido ese tiempo desde la intervención, la hinchazón no remite, concierta cuanto antes una cita con tu dentista.

Encía inflamada después de extracción de la muela del juicio

Uno de los procedimientos odontológicos que suelen tener como resultado la inflamación provisional de las encías es la extracción de las muelas del juicio.
En estos casos, el procedimiento a seguir es igual que en el resto de piezas dentales: vigilar la hinchazón durante las primeras horas y aplicar hielo para reducirla durante las primeras 18 horas. Si a los 3 días la inflamación no ha bajado, visita de urgencia a tu dentista para que averigüe la causa del problema y su solución.

Tipos de inflamaciones en la encía tras una intervención

Después de las extracciones, sobre todo de la muela del juicio, la encía no siempre se inflama de la misma manera. Puede hincharse de manera uniforme en la zona donde estaba la pieza dental que te han sacado o presentar pequeños bultos que, de entrada, asustan bastante. No entres en pánico. La mayoría de veces estos bultos son fibromas inofensivos o fístulas resultantes de una infección. Aún así, es importante que un profesional te explore detenidamente para descartar otras posibilidades.

Consejos para evitar la inflamación de encías post-extracción

Aunque, como hemos visto, es lo más normal tener la encía inflamada después de una extracción de piezas dentales, puedes tomar medidas para prevenirlo. No son infalibles, pero te ayudarán a llevar mejor las primeras horas.

  • Dos días después de la intervención, empieza a enjuagarte con agua tibia salada cada 1 o 2 horas. Evita enjuagues bucales que contengan alcohol.
  • Puedes cepillar suavemente alrededor de la herida, pero evita tocarla directamente con el cepillo ya que impedirás que cierre y aumentarás la inflamación.
  • Procura comer alimentos blandos que no te hagan daño.
  • Mantén la cabeza elevada siempre que puedas y guarda cierto reposo. La actividad física no es lo más recomendable si acabas de pasar por una intervención odontológica.
  • Si fumas, evita hacerlo durante los 3 o 4 días posteriores a la extracción. Este hábito aumenta el riesgo de que tus encías se inflamen.

En resumen, una encía inflamada después de una extracción no tiene por qué ser motivo de alarma. En la mayoría de los casos, puede controlarse con sencillos remedios caseros y en unos días desaparecerá.

Pero si la inflamación no remite con el paso del tiempo o va acompañada de mucho dolor o picazón, no te lo pienses dos veces y acude a tu dentista para que valore la situación y decida si hay que tomar medidas adicionales.

8 enero, 2021 Salud bucal ,

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies